miércoles, 18 de diciembre de 2019

NIÑO ALCALDE

Fiesta: 2 de enero.







El Niño Alcalde se venera en el Convento de San Francisco de la ciudad de la Rioja (Argentina). Se trata de una imagen del Niño Jesús de Praga, vestido con toda la indumentaria de un Alcalde, su capa, un gorro apretando sus bucles naturales. En posición de parado, empuña en su mano izquierda, una vara de mando, en cuyo extremo superior, muestra una Cruz de Caravaca, o Doble Cruz, (trofeo que antiguamente en España se otorgaba a los Jefes Guerreros).
La leyenda cuenta que a principios del siglo XVII, en una ocasión, 20.000 aborígenes diaguitas de La Rioja, cansados de las injusticias que padecían por parte de los españoles se levantaron en armas para destruir la ciudad. San Francisco Solano salió al encuentro de los indígenas sublevados haciendo sonar un violín y, llevando la imagen del Niño Jesús que él mismo había encontrado en las proximidades. Los indígenas le hablaron sobre el despotismo de los alcaldes (encargados de controlar los repartimientos y encomiendas), entonces el religioso les preguntó a quién querían por alcalde y los rebeldes señalaron la imagen del Niño, ya que este estaba vestido con ropa similar a la del soberano Inca. A partir de entonces se lo llamó Niño Alcalde. Con la intervención de Francisco Solano y del Niño Alcalde se pudieron llegar a acuerdos con los aborígenes y el problema se calmó.
Desde aquella época todos los años el pueblo riojano celebra tradicionalmente la fiesta al Niño Alcalde.

1 comentario: