miércoles, 20 de noviembre de 2019

VIRGEN DE LOS REYES, INMACULADA CONCEPCIÓN, GUATEMALA

Solemnidad: 8 de  diciembre.
Fiesta: 5  de  diciembre.






En Guatemala, la devoción a la Virgen se inicia con las llamadas “Conquistadoras” que son imágenes traídas de España desde que Colón llegó a América.
Los frailes franciscanos, celosos de difundir la devoción a la Inmaculada Concepción en Guatemala, trabajaron para poder mandar a esculpir una imagen de aquella advocación. De España llegó una imagen, a finales del siglo XVI, los frailes vieron la caja pero estaba destinada a otra parte, igualmente la abrieron, y al verla tan bella la dejaron con ellos en el convento.
Esta Imagen por ser traída, y según la tradición, donada por el rey de España, la han denominaron: “Virgen de los Reyes”.
Para la otra iglesia tuvieron que pedir que viniera otra imagen muy parecida destinada a la iglesia de Ciudad Vieja.
Después de 1600, tanta era la devoción a la Virgen de los Reyes, que pidieron al rey, en 1617, que avalara la procesión de la Inmaculada, como Patrona Tutelar de la ciudad. Desde aquel entonces la imagen de la Virgen no ha dejado de salir en procesión cada 8 de diciembre, rodeada de miles de devotos.
En 1773, el terremoto destruyó la ciudad y las principales esculturas tuvieron que ser trasladadas a un nuevo asentamiento. El Valle de la Ermita será donde estará la ciudad y el Templo de San Francisco, la casa de esta escultura.
En 1954, al cumplirse 100 años de la declaración del dogma de la Inmaculada, la Virgen de los Reyes fue coronada con la bendición del Papa. Después de tantos años de persecución al pueblo católico de Guatemala, la Corona Pontificia se transformó un símbolo de la “alianza” de Guatemala. Ella cuida y protege, y ellos la aman y defienden. La Virgen de los Reyes ha sido una representación muy importante para la historia de Guatemala; fundación, conquista, independencia, creación de la República, en las persecuciones y en la paz, en cada momento Ella ha sido todo para el país.

miércoles, 13 de noviembre de 2019

MAMÁ MARGARITA

Se la recuerda el 25 de noviembre.







El 25 de noviembre, la Familia Salesiana recuerda a "Mamá Margarita", así era conocida y llamada por los cientos de niños y jóvenes que se formaban en el primer Oratorio de Don Bosco.
Mamá Margarita Occhiena era la mamá de san Juan Bosco, había nacido ella el 1 de abril de 1788 en Caprigli (norte de Italia). Se casó, tuvo dos hijos, y a los 5 años de casada quedó viuda. Se dedicó a criar a sus hijos, y también a cuidar a la mamá de su marido y a su joven cuñado Antonio.
A pesar de ser una mujer completamente analfabeta fue una mujer fuerte, con las ideas claras y sobre todo una fe inquebrantable. Acompañó a su hijo san Juan Bosco en su camino hacia el sacerdocio y a sus 58 años abandonó la tranquilidad de su casa, en su pueblo, para seguirlo en su misión entre los muchachos pobres y abandonados de Turín. Durante diez años, madre e hijo unieron sus vidas dando inicio a la Congregación Salesiana. Ella fue una madre para todos esos chicos.
Murió en Turín a los 68 años de edad, un 25 de noviembre de 1856 y una multitud de muchachos lloró por ella como por una madre, acompañando sus restos al cementerio. El 23 de octubre de 2006, el Papa Benedicto XVI declaró Venerable a Mamá Margarita e inició su proceso de beatificación.

miércoles, 6 de noviembre de 2019

SANTA GERTRUDIS DE HELFTA

Fiesta: 16 de noviembre







Nació en Eisleben (Alemania) en el año 1256. A los cinco años de edad, fue enviada a estudiar al monasterio benedictino de Helfta donde su maestra, santa Matilde (gran mística), era su pariente de sangre y abadesa. Allí Gertrudis se destacó por tener cualidades excepcionales para el estudio. Con el tiempo tomó el hábito en el mismo convento. A los 25 años de edad comenzó a recibir gracias espirituales extraordinarias, visiones y conversaciones con Jesús. No se destacaba entre las demás monjas, se dedicó al estudio de las Sagradas Escrituras, escritos teológicos y espirituales.
Santa Gertrudis fue la primera en propagar la devoción al Sagrado Corazón (mucho antes que santa Margarita) y el culto a san José. Los demás santos que después propagaron estas devociones se basaron en revelaciones recibidas por esta gran mística.
Gertrudis escribió en cinco libros los mensajes que recibió en sus revelaciones, y a su obra le puso por nombre: "Heraldo de la amorosa bondad de Dios". En esa obra se contienen visiones, comunicaciones, y experiencias místicas.
Sufría por varias enfermedades. Murió el 17 de noviembre del año 1302.

miércoles, 30 de octubre de 2019

SANTA ISABEL DE LA TRINIDAD

Fiesta: 8 de noviembre






Nació el 18 de Julio de 1880, en Francia, fue bautizada con el nombre de Isabel Josefina, y sólo tuvo una hermana menor.
Por poseer grandes dotes para la música estudió desde pequeña en un conservatorio de música, destacándose en el piano. Recibió también una educación fuertemente religiosa por parte de su familia, lo que hizo que desde niña demostrara mucha piedad.
El 2 de agosto de 1901, a los 21años, ingresó en el Carmelo de Dijon, donde tomó el nombre de Isabel de la Trinidad.
Allí su vida fue como la de cualquier otra carmelita, pero su profunda mística y espiritualidad la hicieron destacarse por sobre todas. Sus pensamientos y meditaciones se conocieron gracias a sus escritos y a su prolífero trato epistolar con sus seres queridos.
Isabel descubrió en la Sagrada Escritura su vocación en la Iglesia: ser para Dios “una alabanza de gloria” (Ef 1,6). Hasta tal punto que tomó aquello como un nombre simbólico, laudem gloriae, “alabanza de gloria”.
En el año 1906 enfermó gravemente de tuberculosis, y murió el 9 de noviembre de ese mismo a año, a los 26 años de edad.

miércoles, 23 de octubre de 2019

SAN CARLOS BORROMEO

Fiesta: 4 de noviembre




Nació en Italia, en 1538. Desde muy pequeño fue formado y educado para el sacerdocio. Su tío fue elegido Papa de la Iglesia católica (papa Pío VI), y fue él mismo que lo ordenó diácono en 1560.
Siempre estuvo fielmente muy cercano al papa Pío VI. El mismo Papa lo nombró secretario de Estado, siendo el primero que desempeñó este cargo en el sentido moderno. Aún permaneciendo en Roma para dirigir los asuntos, tuvo el privilegio de poder administrar desde lejos la arquidiócesis de Milán.
Cuando murió el hermano mayor de Carlos, éste renunció definitivamente al título de conde y a la sucesión de todos los bienes, y prefirió ser ordenado sacerdote y obispo a los 24 años de edad, en 1563.
Dos años después fue recibido en la sede episcopal de Milán, donde lo querían mucho. Allí vivía en contacto con el pueblo para escuchar sus necesidades y confidencias. Empleó todos sus bienes en la construcción de hospitales, hospicios y casas de formación para sacerdotes.
Se comprometió en llevar adelante las reformas sugeridas por el concilio de Trento, del que fue uno de los principales actores. Animado por un sincero espíritu de reforma, impuso una rígida disciplina a los sacerdotes y a los religiosos, sin preocuparse por las hostilidades que se iban formando en los que no querían renunciar a ciertos privilegios (poder y riqueza) que brindaba la vida eclesiástica y religiosa.
Durante la larga y terrible epidemia que estalló en 1576, viajó a todos los rincones de su diócesis. Empleó todas las energías y su caridad no conoció límites. Pero su robusta naturaleza tuvo que ceder ante el peso de tanta fatiga. Murió el 3 de noviembre de 1584.

miércoles, 16 de octubre de 2019

CHIARA LUCE BADANO

Fiesta: 29 octubre.




Chiara nació en Sassello (Savona), Italia, el 29 de octubre de 1971.
En el año 1981 con su papá y su mamá, participó en Roma en el Family Fest, una manifestación mundial del Movimiento de los Focolares fundados por Chiara Lubich. Quedaron fascinados, y fue para los tres el inicio de una nueva vida de fe. En su pequeño pueblo, Chiara se lanzó a amar, con el amor de Jesús, a sus compañeras de escuela, a cualquiera que pasara a su lado. Estaba decidida a vivir con radicalidad el Evangelio. Se comprometió enseguida y con pasión en el Movimiento Focolar, entre las chicas de su edad.
Pocos meses después, un fuerte dolor en la espalda que notó durante un partido de tenis, hizo sospechar a los médicos. Comenzaron exámenes médicos de todo tipo para definir el origen del mal que resultó ser un tumor óseo.
Se sometió a operaciones que resultaron inútiles. A pesar de lo grave de su condición, Chiara, apenas se lo permitía su salud, participaba personalmente, con alegría y entusiasmo, de todo lo que se vivía en el Movimiento de los Focolares.
Pronto llegó otra gran prueba: perdió el uso de las piernas. Una nueva operación resultó inútil, y sin embargo, ella no perdía su paz y alegría. Su testimonio era fuera de lo común.
Mantuvo una bella relación con la fundadora de su movimiento, Chiara Lubich, quien le puso el nombre de “Luce”.
Murió el 7 de octubre de 1990, a los 19 años de edad.
Fue beatificada el 25 de septiembre de 2010 en Roma.

miércoles, 9 de octubre de 2019

SANTA JOSEFINA VANNINI

Fiesta: 23 febrero.




Josefina Vannini nació en Roma el 7 de julio de 1859. Fue bautizada con el nombre de Judith. De muy pequeña quedó huérfana y fue educada por las hermanas Hijas de la Caridad. Por su carácter dócil, piadoso y reflexivo, Judith intentó ingresar y ser religiosa en el instituto de las Hijas de la Caridad, pero por motivos de saludo no fue posible.
Durante un retiro espiritual, el 17 de diciembre de 1891, Judith se presentó al predicador, el Padre Camiliano (de la Orden de San Camilo) Luis Tezza, para pedir consejo. Unos meses antes, el padre había sido comisionado como Fiscal General para restaurar los Terciarios Camilianos y en ese momento tuvo una inspiración: confiarle la realización de proyectos de niñeras. Judith aceptó y el P. Tezza pronto descubrió en ella el temperamento de la fundadora.
Con Judith y otras jóvenes, el 2 de febrero de 1892, aniversario de la conversión de San Camilo, en la habitación-santuario donde murió el Santo, nació la nueva rama camiliana femenina para el cuidado de los enfermos, mediante la imposición del escapulario con la cruz roja. El 19 de marzo siguiente, Judith, que tomó el nombre de Hermana Josefina y fue nombrada superiora.
A pesar de su débil salud, a menudo perturbada por la languidez y las migrañas, la Madre Josefina no escatimó esfuerzos: visitaba las casas fundadas todos los años, trabajaba para las Hijas y las acompañaba con bondad y vigor. El 21 de junio de 1909, después de mucha resistencia, logró obtener el Decreto de establecimiento del instituto en una congregación religiosa bajo el título de "Hijas de San Camilo".
La Madre muere el 23 de Febrero de 1911 en Roma. Fue beatificada el 16 de octubre de 1994, y canonizada el 13 de octubre de 2019.

miércoles, 2 de octubre de 2019

SAN DANIEL COMBONI

Fiesta: 10 octubre.




Daniel Comboni nació en Limone sul Garda (Brescia, Italia) el 15 de marzo de 1831. Daniel descubrió su vocación sacerdotal en Verona, lugar donde estudió. Se ordenó sacerdote en 1854. Tres años después partió para la misión de África junto a otros cinco misioneros.
Cuando llegaron a Jartum, la capital de Sudán, el impacto con la realidad Africana fue muy fuerte, y Daniel se dio cuenta enseguida de las dificultades que la nueva misión comportaba.
Cuando regresó a Italia, Comboni preparó una nueva estrategia misionera para África. Para lograr su plan se dedicó con todas sus fuerzas a la animación misionera por toda Europa, pidiendo ayudas espirituales y materiales para la misión africana tanto a reyes, obispos y señores como a la gente sencilla y pobre. Fundó una revista misionera, la primera en Italia, como instrumento de animación misionera.
Su inquebrantable confianza en el Señor y su amor a África llevaron a Comboni a fundar en 1867 y en 1872 dos Institutos misioneros, masculino y femenino respectivamente; más tarde sus miembros se llamaron Misioneros Combonianos y Misioneras Combonianas.
Como teólogo del Obispo de Verona participó en el Concilio Vaticano I, consiguiendo que 70 obispos firmen una petición en favor de la evangelización de África Central.
El 2 de julio de 1877, Comboni fue nombrado Vicario Apostólico de África Central y consagrado Obispo un mes más tarde.
Murió en Jartum, el 10 de octubre de 1881, a los 50 años.

miércoles, 25 de septiembre de 2019

VIRGEN DEL ROSARIO DE LERMA y VIRGEN “GAUCHA”

Fiesta: 7 de octubre







La Virgen del Rosario de Lerma es una imagen de Nuestra Señora del Rosario que se venera en la localidad de “Rosario de Lerma”, ubicada en la provincia de Salta, Argentina.
La historia de la advocación de “Nuestra Señora del Rosario” ya la conocemos, comenzó allá por el siglo XII con santo Domingo de Guzmán, quien tuvo una aparición de la Virgen María y ésta le pidió que divulgara el rezo del “rosario”. Luego fue el papa san Pío V quien divulgó la devoción a María por medio del rosario, ya que se atribuyó al rezo del rosario a María la victoria en la batalla de Lepanto (en 1571). En 1913 el papa Pio X fijó la fecha definitiva de la fiesta de Nuestra Señora del Rosario para el 7 de octubre.
En la localidad de Lerma, la devoción a la Virgen del Rosario comenzó en el siglo XVIII, con la construcción, dentro de una estancia, de una Capilla dedicada a esa advocación. Los primitivos pobladores del lugar recibieron su primer hálito de fe cristiana a los pies de la imagen de la Virgen del Rosario, y cuando se conformó el pueblo, éste tomó como propio el nombre de la Patrona de la capilla: Rosario.
La imagen de la Virgen del Rosario de Lerma es una imagen de vestir de la Virgen María con el Niño Jesús en sus brazos y en sus manos el santo Rosario.
Lo que sobresale en esta devoción es que, con el tiempo, los pobladores del lugar, para los días de fiesta, cuando sacaban a la Virgen en procesión, la vestían con la vestimenta típica de los “gauchos” de Salta, que es un “poncho” púrpura con franjas negras y sombrero. En la actualidad, en la iglesia de “Nuestra Señora del Rosario de Lerma”, se veneran dos imágenes diferentes, una es la antigua Virgen del Rosario de Lerma, y la otra es también una imagen de la Virgen del Rosario, pero vestida de “gaucho”, llamada “Virgen Gaucha del Rosario de Lerma”.

miércoles, 18 de septiembre de 2019

SANTA TECLA

Fiesta: 23 de septiembre.




Tecla de Iconio, más conocida como santa Tecla, fue una mártir del siglo I. El único registro que se conoce de ella proviene de los Hechos de Pablo y Tecla, texto apócrifo del siglo II, donde se la menciona como seguidora de san Pablo.
De acuerdo a los Hechos de Pablo y Tecla, Tecla era una joven virgen de Konya, Anatolia. Tras escuchar durante varios días los sermones de san Pablo, expresó en su casa su decisión de convertirse al cristianismo. Su madre y su prometido (o esposo) la encerraron y acusaron a Pablo, que fue encerrado en la cárcel. Tecla logró salir del encierro, pagó para que lo liberaran a Pablo y se fue junto a él, como su discípula. Enterada su familia, los mandó buscar, Pablo fue azotado y expulsado y Tecla condenada a morir en la hoguera.
Tecla fue salvada milagrosamente al producirse un terremoto y una fuerte tormenta de agua y granizo que apagó el fuego. Nuevamente huyó con Pablo a Antioquía de Pisidia, donde un magistrado intentó violarla. Tecla se defendió y fue acusada de agredirlo, por lo cual fue sentenciada a ser devorada por bestias salvajes, pero nuevamente fue salvada por milagro de varios ataques de fieras.
Luego de estos episodios se recluyó en una cueva de Seleucia Pieria durante los siguientes 72 años. Allí los pobladores la acusaron de bruja e intentaron matarla. Ella se metió en la cueva y oró a Dios. La montaña milagrosamente se abrió para protegerla y sepultó a los perseguidores. Al cerrarse la montaña Tecla y sus perseguidores desaparecieron bajo las rocas, solo se encontró el BRAZO de Tecla.
Los Hechos de Pablo y Tecla no son un testimonio histórico, no son verídicos, sin embargo, todo indica que verdaderamente santa Tecla existió, hasta se dice que es la primera MUJER mártir, pero no se sabe con certeza nada claro sobre su vida.