miércoles, 18 de noviembre de 2020

NUESTRA SEÑORA DE BELÉN DE SAN MATEO

 Fiesta: 26 de noviembre.

 



San Mateo es una población del estado Aragua, Venezuela. Allí, en el año 1709 ocurrió un bello prodigio. En aquel entonces San Mateo era un pequeño conjunto de humildes chozas donde vivía una comunidad de aborígenes evangelizados, y que estaban ubicadas alrededor de la “capilla – parroquia” atendida por un sacerdote misionero.

En la mañana del 26 de noviembre de ese mismo año, uno de los pobladores, Tomás José Purino, se encontraba trabajando la madera fuera de su choza. De repente el suelo donde se encontraba comenzó a moverse y luego comenzó a abrirse haciéndose una grieta. Enseguida llamó a su esposa que estaba dentro de la choza y ambos pudieron ver como por la raja salía, hasta quedarse parada encima, una diminuta imagen del tamaño de un medallón. Indescriptible fue la emoción de Purino y de su mujer cuando, acercándose más, advirtieron que la imagen aparecida representaba a la Virgen sentada sobre una media luna y sosteniendo con la mano derecha al Niño, posado sobre sus rodillas. La sagrada imagen la colocaron en un altar de su choza, en medio de luces y flores.

El prodigio se divulgó por todo el pueblo, y la choza del indio se llenó de gente que acudía a contemplar a esta imagen y a oír el prodigioso relato de su providencial hallazgo. Su devoción fue creciendo, también los milagros obtenidos por su intercesión. En la actualidad la imagen se venera en la Iglesia de San Mateo. Es la patrona de Aragua y fue coronada canónicamente en 1965. El nombre de “Belén” se le colocó debido a que es una imagen de la Virgen María sosteniendo al niño Jesús en su regazo.

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario